El novillero Curro Sierra, herido de máxima gravedad el domingo 20 de junio en la Real Maestranza, ha abandonado la UVI de la Clínica Virgen Macarena de Sevilla y ha sido trasladado a planta.

El novillero, a quien le han realizado diversas pruebas para examinar el estado de la herida, se encuentra cansado tras pasar una mala noche. Sigue con molestias que, según los facultativos son normales.

A %d blogueros les gusta esto: