El matador de toros Aníbal Ruiz será a partir de ahora el apoderado del novillero sevillano Manolo Vázquez, nieto del recordado maestro del mismo nombre. Esta nueva relación profesional está basada en los fuertes vínculos personales y afectivos que existen entre el torero manchego y la familia Vázquez, dándose la circunstancia de que Aníbal Ruiz fue apoderado en sus inicios por el ganadero Manolo Vázquez Gago, padre del novillero, habiéndose mantenido la amistad hasta la actualidad.

Apoderado y torero, que sellaron ayer el acuerdo de la forma tradicional con un apretón de manos, no se han marcado otra meta que trabajar juntos para conseguir encauzar debidamente la carrera del joven novillero de dinastía.

Aníbal Ruiz ha declarado que “aparte de la relación tan buena que tengo con su familia, lo que me mueve a apoderar a Manuel es la clase que tiene como torero y las cosas que le veo. Es muy nuevo, porque acaba de empezar en esto, pero tiene cosas especiales y creo que toreros así hacen falta y son del gusto del aficionado bueno”.

Por su parte, Manolo Vázquez ha manifestado que “a Aníbal lo conozco desde que yo era pequeño por la relación que ha tenido con mi familia. Creo que es la persona indicada en la que confiar mi carrera porque es torero y me puede aportar mucho en el aspecto técnico, además de su visión del mundo del toro”.

A %d blogueros les gusta esto: