Corrida mixta con toros descastados excepto el quinto. Ponce lo cuajó de forma excelente con dominio de la situación y mucha capacidad. Rincón pasó de puntillas y debutó Julio El Cordobés que demostró una personalidad muy acusada.

Ganadería: tres toros de Juan Pedro Domecq -segundo, cuarto y quinto- y uno de Parladé, el primero. Todos, excepto el quinto, anovillados, descastados y con pocas fuerzas. El mejor fue el quinto, noble y que aguantó con más codicia. Dos novillos, uno de Hermanos Lozano y otro de Alcurrucén, correctos de presencia y de juego dispar. Más complicado el tercero.

César Rincón: silencio y saludos.
Enrique Ponce: dos vueltas tras petición y dos orejas.
Julio Benítez El Cordobés: silencio tras aviso y saludos tras aviso.

Incidencias: 7ª de la Feria de Córdoba. 27 de mayo de 2006. Algo más de media plaza. Saludó en banderillas Antonio Tejero. Enrique Ponce salió a hombros por la puerta de Los Califas.

A %d blogueros les gusta esto: