En su cuarta edición, han sido fallados los premios La Taberna del Alabardero. El premio al toro de vaca le ha sido otorgado a «Adinerado», de Jandilla, lidiado en quinto lugar por Finito de Córdoba el 23 de abril.

A la mejor lidia y muerte se le ha concedido a Serafín Marín, por la que le dio al toro Judío, el 1 de mayo.

El del detalle torero, para «El Fandi», por los dos tercios de banderillas que protagonizó el 30 de abril.

El premio Alabardero especial en el recuerdo, para Manuel Jiménez «Chicuelo», por su trayectoria y representatividad del mejor toreo sevillano y que ingresó en los anales de la Fiesta como el creador de las chicuelinas.

A %d blogueros les gusta esto: