El Cid, a hombros. Foto: Aplausos

El Cid logró un gran triuufo en Colmenar Viejo en la tarde de su despedida del coso de La Corredera. Una ovación obligó a El Cid a saludar en su despedida de esta plaza cuando terminó el paseíllo.

Manuel Jesús “El Cid”, que se mostró muy templado con el terciado segundo. Se tapaba por la cara. Un toro con buena clase aunque sin poder. Trató de torearlo muy despacio con el capote. Tras brindar la faena al público, buscó llegarle mucho al toro para tirar con mimo de la embestida. Al tercer muletazo se quedaba corto por su contado poder. Hubo naturales largos, ceñidos, de mucho pulso. La estocada cayó trasera. Paseó una oreja.

El quinto, de nombre Baratero, fue un gran toro. Todo para el toro lo hizo El Cid, que lo embebió en su capote. En banderillas alcanzó con violencia a Lipi contra las tablas. El Cid inició la faena por abajo. El toro respondió con fijeza, humillación y transmisión. El sevillano lo cuajó por los dos pitones, toreando despacio y con profundidad. La faena fue el resultado de la entrega del toro y del torero. Importante obra del torero de Salteras para despedirse de Colmenar Viejo. La plaza se tiñó de blanco llena de pañuelos hasta las dos orejas. Se le dio la vuelta al ruedo al extraordinario toro de Adolfo Martín.

Colmenar Viejo, domingo 25 de agosto de 2019. Toros de Adolfo Martín, bien presentados, de juego desigual, nobles en su conjunto. El quinto, Baratero de nombre, número 45, nacido en 02/15, de 589 kilos, cárdeno bragado, extraordinario, premiado con la vuelta al ruedo. Curro Díaz, ovación con saludos y ovación con saludos con división de opiniones; El Cid, oreja y dos orejas; Ángel Sánchez, silencio tras aviso y silencio tras aviso. Entrada: Casi media plaza. El público obligó a saludar a El Cid tras romperse el paseíllo. Saludaron tras parear Curro Robles, en el segundo, e Iván García y Fernando Sánchez, en el tercero.

A %d blogueros les gusta esto: